Película: Avatar

2009: Globos de Oro: Mejor película, mejor director. 4 nominaciones / Ciencia-Ficción. Aventuras. Bélico. Acción. Fantástico. Romance. Extraterrestres. 3-D / SINOPSIS: Año 2154. Jake Sully (Sam Worthington) es un ex-marine confinado en una silla de ruedas que, a pesar de su cuerpo tullido, todavía es un guerrero de corazón. Jake ha sido reclutado para viajar a Pandora, donde las corporaciones están extrayendo un mineral extraño que es la clave para resolver los problemas de la crisis energética de la Tierra. Al ser tóxica la atmósfera de Pandora, ellos han creado el programa Avatar, en el cual los humanos “conductores” tienen sus conciencias unidas a un avatar, un cuerpo biológico controlado de forma remota que puede sobrevivir en el aire letal. Estos cuerpos están creados genéticamente de ADN humano, mezclado con ADN de los nativos de Pandora, los Na’vi. Ya en su forma avatar, Jake puede caminar otra vez. Ha recibido la misión de infiltrarse entre los Na’vi, los cuales se han convertido en el mayor obstáculo para la extracción del mineral. Pero una bella Na’vi, Neytiri (Zoe Saldana), salva la vida de Jake, y todo cambia. Jake es admitido en su clan y aprende a ser uno de ellos, lo cual le hace someterse a muchas pruebas y aventuras. Mientras, los humanos siguen con su plan, confiando en que la información de Jack les sea útil. (FILMAFFINITY)

REPARTO: Sam Worthington, Zoe Saldana, Sigourney Weaver, Stephen Lang, Michelle Rodriguez, Giovanni Ribisi, Joel Moore, Wes Studi, CCH Pounder, Laz Alonso

A veces abruma un poco el intentar escribir algo de una película tan archifamosa, de la que parece estar todo dicho, porque se tiene la sensación de que poco nuevo se tiene que aportar, más aún siendo una película de carácter internacional hasta el punto de ser (según dicen que dicen las estadísticas) la película más taquillera de la historia despues de Titanic. Aún así me atreveré, limitandome a hacer lo que siempre hago: dar mi humilde opinión sobre mi “imput” artístico, analizándo mis sensaciones despues de haberme “empapado.” Con Avatar, mi sensación al salir de la sala de cine fue bastante buena (pido perdón por el uso de tan genérico adjetivo) buena hasta el punto de ser fantástica, porque con una película así, de las características anteriormente mencionadas parte del éxito lo tienen millares de campañas de estudios de mercado que crean en el consumidor (como fue mi caso) la necesidad de que no quitaran de la sala de cine esta película sin yo haberla visto antes, obviamente así hice, y no me arrepiento de haber sido victima (más bien beneficiario diría yo) de dicha campaña de marketing.
Lustre por los cuatro costados, y no sólo eso: guión, argumento, calidad visual, reparto, banda sonora y un largo etcétera de cualidades que están aprobadas con nota, y alta. Es inevitable, y lo entiendo, el que para muchos sea la historia de Pocahontas con un tinte futurista-comercial. Pero esta película supera las espectativas en mi opinión de lo que viene siendo el paradigma cinematográfico habido y por haber. Yo diría en materia visual, que Avatar es junto con 300, la segunda película de una “nueva era visual.”
Sería interesante hacer un estudio (seguro que hay ya alguno hecho) de los factores psicológicos que repercuten en las acciones de los personajes en Avatar, junto con el contexto de cada uno de los personajes. Un joven marine en silla de ruedas con la posibilidad de tener un cuerpo de fuertes piernas azules aunque sea en una vida paralela de infiltrado, lo “maravillosa” que es esa segunda vida paralela, y no sólo por el hecho de tener piernas en lugar de ruedas, el hecho de encontrar el amor hasta el punto de sentirse en la encruzijada de traicionar a tu raza. Esa traición está justificada por la crueldad y afán maquiavélico de la raza humana de que por obtener un beneficio económico el fin justifica los medios, aunque uno de esos medios sea destruir otra civilización, siendo está para más inri pacífica y armónica con su entorno. Obviamente el lector de estas lineas estará dando por obvio el mensaje implícito de que nuestro protagonista es un buen chico.
Avatar tiene todo lo que yo pido en una película, pero es una de esas películas que en cuestión de una década o quizás menos pasará de moda y quizás nadie la recuerde ya que es una historia aunque modificada, ya trillada. El éxito de Avatar radica en su técnica, ya que como he dicho anteriormente, probablemente esta película sea la antesala de una nueva era visual, aunque a nivel de historia no aporta nada o casi nada nuevo.

Mi puntuación: 8/10

EDITADO EL DÍA 27 de febrero de 2011

TRAILER

Anuncios

Categorías:Críticas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: